Inicio / Gastronomía / Bebidas que debes evitar si quieres perder peso
Bebidas que debes evitar si quieres perder peso

Bebidas que debes evitar si quieres perder peso

Las bebidas pueden ser otra fuente de calorías para tu dieta y al mismo tiempo, no pueden faltar a diario porque proveen líquido indispensable para el organismo. Por eso, te ayudamos a elegir correctamente listando las bebidas que debes consumir con moderación si estás buscando perder peso.

No olvides las calorías líquidas

Al momento de comenzar a cuidar la dieta, siempre dedicamos especial atención a lo que comemos, olvidando con frecuencia lo que bebemos, sin embargo, si pensamos que a diario se necesitan aproximadamente dos litros de líquido, es importante considerar el aporte energético que pueden tener las bebidas.

bebidas2

Es decir, si como bebida habitual consumo un refresco azucarado e ingiero alrededor de 2 litros cada día, estaré sumando unas 800 Kcal sólo con lo que bebo, por lo tanto, cuidar y elegir adecuadamente lo que bebemos puede ser de mucha ayuda cuando buscamos perder peso.

Además de que pueden ser una importante fuente de calorías, las bebidas no sacian como lo hacen los alimentos sólidos, pues rápidamente pasan por el aparato digestivo y como si fuera poco, algunas pueden ser fuente de otras sustancias que no protegen la salud sino que por el contrario, pueden ser riesgosas en exceso.

Por ello, las calorías líquidas no deben olvidarse y es importante escoger adecuadamente las bebidas si estás buscando perder peso.

Las bebidas que debes consumir con moderación

Para que puedas escoger adecuadamente qué beber si estás buscando perder peso o cuidar el equilibrio de tu dieta, a continuación te mostramos las bebidas que debes consumir con moderación:

    • Refrescos azucarados o sin azúcar, pues los primeros ofrecen alrededor de 40 Kcal por cada 100 ml, pero en los segundos que no aportan calorías quedan los aditivos y sustancias químicas que no favorecen el cuidado de tu cuerpo y tu salud. Es decir, los refrescos son fuente además de calorías, de sodio, cafeína y fosfatos que pueden afectar la salud de huesos, dientes y sistema circulatorio.
    • Zumos de frutas, ya que aunque se trate de un producto natural que contiene muchas vitaminas, minerales y antioxidantes, éstos poseen azúcares y calorías, por lo que, si bien se puede beber un zumo a diario, no es recomendable escogerlo como bebida habitual y beber más de 1 litro cada día.
    • Bebidas isotónicas, porque se trata de bebidas especialmente diseñadas para reponer pérdidas tras una actividad deportiva y contienen sodio, azúcares y calorías, por lo que, en grandes cantidades puede sumar considerable energía y azúcar, que sin duda no nos ayuda a perder peso y cuidar la línea.
    • Bebidas energizantes, pues son fuente de sustancias estimulantes del sistema nervioso que en exceso pueden afectar nuestro descanso nocturno, clave cuando buscamos adelgazar o estar en forma, pero además, aportan azúcares y calorías que resultan un obstáculo para la dieta.
    • Bebidas alcohólicas, ya que como siempre decimos un vaso de vino tinto puede ser muy saludable, pero en cantidades considerables el alcohol no sólo fija grasas en el cuerpo, sino que aporta calorías y lejos de ayudarnos a perder peso, puede perjudicar nuestro objetivo y afectar nuestra estética, como te mostramos anteriormente.
    • Leche, porque aunque se trata de un alimento que provee calcio, proteínas y vitaminas, tiene aporte energético y no necesitamos más que dos vasos a diario para cubrir la cuota de nutrientes como los antes dichos. Con este mismo fundamento no debemos escoger como bebida habitual aquellas a base de leche y fruta.

Como podemos ver, hay un gran listado de bebidas habituales que no debieran usarse como base de nuestra dieta si queremos perder peso, pues más allá de los beneficios que algunas pueden ofrecer, la mayoría ofrece calorías y/o sustancias que en exceso perjudican la salud y nuestra estética.

Entonces, la mejor bebida es el agua, con o sin gas, cuando buscamos adelgazar, y con moderación podemos incluir zumos de frutas naturales, leche o bebidas isotónicas si realizamos ejercicio, para no descuidar la dieta ni entorpecer el adelgazamiento que estamos buscando.

Via: Trendencias Hombre